Fisiomuro

TRATAMIENTO PACIENTES POST COVID-19 CON MEDICINA HIPERBÁRICA

TRATAMIENTOS

Tratamiento Post-Covid-19 con Oxígeno hiperbárico

FUNDAMENTOS

La Cámara Hiperbárica es muy útil en diversas circunstancias. Desde hace muchos años, se utiliza como tratamiento para regenerar tejidos en pacientes diabéticos, combatir infecciones anaerobias, infecciones óseas, tratar la enfermedad por descompresión, entre otras muchas patologías.
 
Sin embargo, durante la pandemia se ha descubierto que la oxigenación hiperbárica tiene muchos beneficios como terapia coadyuvante en pacientes post COVID-19.
FISIOMURO INSTAGRAM-MEDICINA HIPERBARICA TRATAMIENTO POSTCOVID

La oxigenación hiperbárica es beneficiosa como terapia complementaria en pacientes con indicios persistentes tras haber sido dados de alta por una infección por coronavirus, debido a que aquellos efectos concuerdan con patologías que ya tratamos en el centro.

¿En qué consiste EL TRATAMIENTO PACIENTES POST COVID-19 CON MEDICINA HIPERBÁRICA?

La oxigenación hiperbárica es beneficiosa como terapia complementaria en pacientes con indicios persistentes tras haber sido dados de alta por una infección por coronavirus, debido a que aquellos efectos concuerdan con patologías que ya tratamos en el centro.

Los equipamientos clínicos y nuestro equipo muestra que uno de los más importantes inconvenientes es la gran inflamación que causa la coronavirus debido a que provoca que haya una disminución de aporte de oxígeno en los tejidos. La cámara hiperbárica incrementa hasta 40 veces más el oxígeno que traslada en condiciones típicas, y por esto, tiene un potente impacto antiinflamatorio y regenerador sobre el sistema muscular óseo y neurológico.

Los profesionales en medicina hiperbárica apuntan que la oxigenación cumple un papel fundamental en los tratamientos con más y mayor efectividad.

Si ha padecido coronavirus y muestra indicios residuales, póngase en contacto con Fisiomuro -Medicina Hiperbárica- debido a que contamos con protocolos y medidas de estabilidad para brindarle la mejor atención bajo los máximos estándares científicos.

La oxigenación hiperbárica tiene muchos beneficios como terapia coadyuvante en pacientes post COVID-19.

Tratamiento post COVID-19 y los Beneficios de la Cámara Hiperbárica

La Cámara Hiperbárica es muy útil en diversas circunstancias. Desde hace muchos años, se utiliza como tratamiento para regenerar tejidos en pacientes diabéticos, combatir infecciones anaerobias, infecciones óseas, tratar la enfermedad por descompresión, entre otras muchas patologías.

Sin embargo, durante la pandemia se ha descubierto que la oxigenación hiperbárica tiene muchos beneficios como terapia coadyuvante en pacientes post COVID-19.

Debido a su potente efecto antiinflamatorio, inmunorregulador y regenerador sobre el sistema neurológico, óseo y muscular puede ayudar en la recuperación de los pacientes que desarrollaron cuadros graves de coronavirus. La oxigenación hiperbárica consiste en respirar oxígeno puro en un ambiente presurizado para mejorar la oxigenación de los tejidos y fortalecer el sistema inmunológico.

Cuando el virus ingresa al organismo, por diversos mecanismos impide la llegada del oxígeno a las células y se produce una hipoxia generalizada.
En estas condiciones se genera inflamación, neumonitis y severas fallas respiratorias en las personas.

 

Cuando la persona ingresa a la cámara hiperbárica y respira oxígeno medicinal a alta presión, su organismo saturará 20 veces más oxígeno que en condiciones normales, logrando desinflamar y recuperar los tejidos dañados. Esto acelerará su proceso de cicatrización y recuperación.

Cabe indicar que, antes de someterse a este tratamiento el paciente debe realizarse una evaluación médica para determinar si es la terapia más adecuada para su proceso de rehabilitación post COVID-19.

Meses después de la emergencia sanitaria del COVID-19, hay más de 20 millones de personas contagiadas y se considera que se han recuperado alrededor de 12 millones de personas. La pregunta correcta es: ¿se han curado al 100%?
Noemos que la respuesta es no.
Hay multitud de pacientes que tienen secuelas severas tras haber superado el coronavirus.

 

En España seguimos unas directrices del Gobierno Central para la aplicación óptima del tratamiento, que han demostrado la mayor efectividad. A finales de febrero, el Dr. Zhong Yangling, director de la Unidad de Medicina Hiperbárica en el Yangtze River Shipping General Hospital en Wuhan, describió 5 casos de infección pulmonar grave por COVID-19 que mejoraron gracias al tratamiento con oxigenación.

 

 

Cómo actúa el Covid-19

 

La hipoxemia progresiva es la principal causa de deterioro en pacientes con COVID-19.
Existen varias teorías del origen de dicha hipoxemia pero aún hay muchas incógnitas sobre cómo causa el coronavirus hipoxia.

 

Cuando el germen se establece en suficientes células, la batalla subsiguiente entre la respuesta inmunitaria del cuerpo y el virus provoca un torrente de daños como por ejemplo inflamación de los tejidos que rodean los alvéolos disminuyendo la difusión de oxígeno al torrente sanguíneo.

Otra teoría es que esto desencadene en una microtrombosis que generaría una alteración en la difusión de oxígeno.

 

De acuerdo con esto, la oxigenación hiperbárica se ha postulado en los estudios realizados internalizados como un tratamiento coadyuvante para los pacientes con infección severa por SARS-COV2.

 

Sin embargo, los pacientes que han pasado y se han recuperado de una infección no grave por coronavirus a menudo, experimentan síntomas como por ejemplo sensación de falta de aire, cansancio, dolor y debilidad muscular, hiperglucemia, neumonía severa, problemas cardiovasculares e insuficiencia renal, anemia severa, entre otras secuelas.

Salir de la versión móvil